Ana Teresa Rodríguez Lebrón
💬

Ser negra en Puerto Rico

En los años ochenta, mientras jugábamos, una vecinita cuyo equipo estaba perdiendo decidió gritarnos a mi hermana y a mí que éramos unas “tramposas”. Al nosotras negar la acusación, prosiguió a presentar como evidencia irrefutable que lo éramos por ser hijas de nuestro padre; un hombre que “era un negro sucio de la basura”. Aún recuerdo la violencia de sus palabras incrustarse en mi piel como si hubiese estallado una bomba en mis manos. A mis nueve años, sentí que no podía respirar. 

Otras columnas de Ana Teresa Rodríguez Lebrón

domingo, 15 de noviembre de 2020

La raíz del problema

Por primera vez en la historia, contamos con una legislatura diversa. Sirva este corto recorrido, como recordatorio de la verdadera raíz del problema de nuestra Asamblea Legislativa, escribe Ana Teresa Rodríguez

sábado, 17 de octubre de 2020

Algo tiene que cambiar este 3 de noviembre

Intento convencerme de que, aunque la guerra inició hace más de 500 años, este 3 de noviembre puede que sea nuestra oportunidad de diseñar nuevas trincheras y estrategias, escribe Ana Teresa Rodríguez

viernes, 25 de septiembre de 2020

Lo fácil es culpar al maestro

Ana Teresa Rodríguez llama a enfrentar los esquemas de ingobernabilidad que atentan contra la educación de los desventajados

sábado, 15 de agosto de 2020

¿Qué democracia?

Creer que el fallido evento electoral se debió a la incompetencia de unos cuantos y no a acciones deliberadas es tan enajenante como creer que vivimos en una democracia porque tenemos elecciones, dice Ana Teresa Rodríguez

 

Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: