Miguel Henrique Otero
💬

El circo Guinness y el pan con mortadela

Recordemos: la institución que hoy lleva el nombre de Sistema Nacional de Orquestas y Coros Juveniles e Infantiles de Venezuela nació en 1975, durante el primer gobierno de Carlos Andrés Pérez, del que recibió un enorme apoyo. José Antonio Abreu, hombre de indiscutibles capacidades persuasivas, concibió y puso en marcha aquel proyecto de gran envergadura, en un momento en que los ingresos que producía la renta petrolera eran enormes. Pérez y su gobierno ofrecieron la plataforma financiera y gubernamental que la idea merecía. Abreu sorprendía a sus interlocutores, no solo por la propuesta cuantitativa –una red de escuelas-orquestas diseminadas por el territorio– sino por un método pedagógico, ciertamente innovador, que permitía que, desde el comienzo, niños y jóvenes se iniciaran en la ejecución de los instrumentos.

Otras columnas de Miguel Henrique Otero

domingo, 16 de enero de 2022

La derrota, el triunfo y las sanciones

Lo ocurrido en Barinas testifica el sentimiento político generalizado que predomina en la nación: Venezuela debe cambiar y debe cambiar de inmediato. La sociedad venezolana está harta del régimen, dice Miguel Henrique Otero

domingo, 9 de enero de 2022

La soberanía de las bandas armadas

Salvo las zonas burbujas que el régimen ha estimulado en algunas ciudades, las condiciones en el resto del país son extremadamente peligrosas: los ciudadanos, o están sometidos por las alcabalas de militares y policías, o viven en zonas controladas por la delincuencia, escribe Miguel Henrique Otero

domingo, 2 de enero de 2022

Marín Chaparro o el olvido de los presos políticos

La liberación de Marín Chaparro debe ser asumida como una causa de todos los demócratas, así como la liberación de los presos políticos civiles y militares, escribe Miguel Henrique Otero

domingo, 26 de diciembre de 2021

Peor que fallido: Estado canalla

El análisis de las realidades venezolanas sugieren que la calificación de fallido resulta insuficiente por las amplias consecuencias de acción delincuencial, escribe Miguel Henrique Otero

💬Ver comentarios
Popular en la Comunidad

Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: