Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Frederick Cortés Díaz, de la organización Intercambios Puerto Rico, prepara materiales para los participantes durante una de las rutas de servicio de la entidad el viernes, en Humacao.
Frederick Cortés Díaz, de la organización Intercambios Puerto Rico, prepara materiales para los participantes durante una de las rutas de servicio de la entidad el viernes, en Humacao. (Suministrada)

En Puerto Rico el mayor número de contagios con el virus de inmunodeficiencia humana (VIH), que produce el síndrome de inmunodeficiencia adquirida (sida), históricamente ha estado conectados al uso problemático de sustancias inyectables. Sin embargo, es nula la política del Estado que observe esta realidad como un asunto de salud pública.

💬Ver comentarios