Nota de archivo: este contenido fue publicado hace más de 30 días.

Torre Eiffel en París, Francia, es uno de los sitios turísticos más visitados en el país.
Torre Eiffel en París, Francia, es uno de los sitios turísticos más visitados en el país. (Agencia EFE)

El caos y la confusión sobre las normas para viajar y las medidas para contener los rebrotes del coronavirus contribuían a otro verano cruel para el maltrecho sector turístico europeo. En Francia, el país más visitado del mundo, los viajeros que llegaban esta semana a lugares de interés turístico y cultural encontraron un nuevo requisito de presentar un pase especial de COVID-19.

💬Ver comentarios