Linette Sánchez

Punto de vista

Por Linette Sánchez
💬

Conoce tus derechos ante el cáncer del seno

En Puerto Rico existe una política pública gubernamental tenaz a favor de la educación y acceso a servicios de salud relacionados a enfermedades y cáncer del seno. Varias leyes protegen los derechos de los pacientes a recibir cuidados preventivos, pruebas de cernimiento, diagnósticos y tratamientos para pacientes.

La Ley del Derecho a la Detección Efectiva del Cáncer de Seno, Ley 10 del 2020, ordena a todas las compañías aseguradoras del sector público y comercial proveer como parte de los beneficios de cuidado preventivo dentro de su cubierta básica, mamografías y otras pruebas de diagnóstico y detección de cáncer de seno. Específicamente, las aseguradoras deben cubrir una mamografía anual, tratamiento de seguimiento o pruebas de diagnóstico suplementarias a mujeres de cuarenta años o más o con alto riesgo de desarrollar cáncer de seno. La ley extiende cubierta, más allá de la mamografía, a diversas pruebas de diagnóstico disponibles que utilizan imágenes de resonancia magnética (MRI), ultrasonido, tomosíntesis o cualquier otra modalidad de prueba diagnóstica. La Ley Especial para Asegurar el Acceso al Tratamiento y Diagnóstico de los Pacientes de Cáncer, Ley 79 del 2020, ordena a las aseguradoras remitir su aprobación o denegación de medicamentos, tratamientos y pruebas diagnósticas dentro de un término de 24 a 72 horas de recibida la solicitud; de lo contrario se considerará aprobada.

La Carta de Derechos de los Pacientes y Sobrevivientes de Cáncer, Ley 275 del 2012, permite que toda persona con un crecimiento de tejido sospechoso o maligno sea referida inmediatamente a especialistas de oncología, radiología, patología, cirugía, psicología, nutrición, rehabilitación, manejo de dolor u otra especialidad necesaria. Una vez es diagnosticado con cáncer, todo paciente tiene derecho a comenzar tratamiento en tres semanas y si está en edad reproductiva ser orientado sobre alternativas para la preservación de la fertilidad.

La ley federal de 1998, Women’s Health and Cancer Rights Act, mandato que se recoge en nuestro ordenamiento legislativo, ordena a las aseguradoras cubrir tratamientos de mastectomías, cirugías reconstructivas posterior a la mastectomía para la reconstrucción del seno extraído, la reconstrucción del otro seno para lograr una apariencia simétrica, las prótesis de seno, tratamiento por complicaciones físicas durante todas las etapas de la mastectomía, incluyendo el linfedema, y cualquier cirugía reconstructiva post mastectomía necesaria para la recuperación física y emocional del paciente.

En tiempos de COVID-19 y en todo momento, los pacientes de cáncer bajo tratamiento de radioterapia y quimioterapia deben ser considerados por los hospitales, centros de investigación, centros de cuido y laboratorios como personas con el sistema inmunológico comprometido; por lo que deben ser aislados de otros pacientes con condiciones infecciosas e incluidos en medidas de seguridad rigurosas.

Durante el mes de octubre, PROGyn se une a los esfuerzos educativos sobre el cáncer de seno y empoderamiento a los pacientes con información que les permita exigir sus derechos de acceso a los servicios de salud para la detección temprana de la enfermedad, pruebas diagnósticas y tratamientos. ¡Conoce tus derechos!

 

Ups...

Nuestro sitio no es visible desde este navegador.

Te invitamos a descargar cualquiera de estos navegadores para ver nuestras noticias: